martes, 13 de marzo de 2012

EMO 11 - Valores que Reflejan el Manga y el Anime (pt.2)

¡He caído enferma!

¡Tengo exámenes!

¡Y en día de huelga obligada!

¡¡No hay suficientes pañuelos en el mundo!!

¡Chus!

En fin, ha llegado la hora de terminar con la publicación del TR en Plectro Nipón, conclusión incluida. Si no recuerdo mal, fue por estas fechas que expuse el susodicho trabajo, hará un año. ¡Y encima en martes 13! ¡Cómo pasa el tiempo, cómo nos desgarra...!

Dado que esta es la ocasión final y la segunda parte, me abstendré de nombrar las advertencias pasadas y me dedicaré a poner directamente el contenido de desenlace. ¡Ya que la última y la presente entrada se leen juntas, no debo recordar el punto en el que acabamos la última vez!

Sin embargo, lo que sí que debo advertir para evitar spam y amenazas de muerte fanatistas, es que la interpretación de los papeles de esta serie que utilizo como medio para explicar los valores que podemos ver en tantos animes es la estándar. Es decir: no es la única. Soy consciente de que hay quien pensará que Sasuke es un uke rebelde y Naruto un seme protector, pero recuerdo que eso no es más que la posición. De hecho son bastante equivalentes porque ambos tienen cierta dependencia emocional para con su pareja (y, seamos francos, Naruto es el que más destaca en toda la serie en este aspecto, con tanta persecución, tanta obsesión).

Insisto en que no hay que caer innecesariamente en el significado literal de las palabras, si bien he puesto cuidado en aclarar todo lo que he podido, dado que eso puede llevar muy fácilmente a radicalizar y malinterpretar.

No lo menciono todo para no entrar en especificaciones en demasía, que para el caso no hacían falta (recordad que este trabajo está dirigido a un público amplio [¡profesores entre otros...!]). De todas formas dudo mucho que alguien se tome la molestia de comentar, siquiera para quejarse indebidamente.

Otro punto que debo esclarecer es que soy consciente de que Hinata, muerta, lo que se dice muerta, no está, pero como ya he explicado con la advertencia anterior, para lo que la necesitaba su escena de muerte ya me iba bien. Se trata de una licencia más.

¡Dicho esto, delante con el tema y conclusión final...!

Valores que Reflejan el Manga y el Anime (pt.2)

También podemos ver que las mujeres más populares, como Hinata Hyuga, cumplen con el estereotipo de mujer perfecta y entran en la definición de ukes sumisas*, siendo esta chica dulce, entregada, leal, tierna e ingenua, pensando siempre en el bien de su enamorado (Naruto), y haciendo o pensando constantemente en lo que puede hacer por él, pero tímida, acobardada, e inteligente dependiendo de si está su amado presente o no.

* * *

Acabamos de empezar, ¡pero ya toca aclaración!

* Aunque el origen del uke y del seme es yaoi, y por tanto solo masculino, actualmente se utilizan las definiciones yaoi tanto en hombres como en mujeres, sobretodo en el caso de las fujoshi.

Hinata Hyuga (Naruto), el prototipo de mujer y esposa perfecta japonesa.

Esto conlleva que deban ser protegidas, o de lo contrario mueren o son utilizadas, como en el caso de Hinata, que es asesinada al intentar salvar a Naruto. Por esa misma razón, hay muchos más antagonistas masculinos que femeninos.

En el caso de los hombres, responden a la figura clásica del seme, del hombre fuerte y responsable, cabeza de familia. Tienen y asumen la responsabilidad tanto de lo bueno como de lo malo. Así, Naruto, al ver como Hinata es asesinada, se siente responsable por no haber sido capaz de protegerla.

Aunque en occidente parece no compartirse esta visión patriarcal del lugar del hombre y de la mujer, y además se trata de algo muy subjetivo (las chicas de los shonens suelen ser tachadas de "inútiles" por su poca o nula funcionalidad en las luchas, pero en lo que al resto se refiere, si no se observa detenidamente, no se ve el machismo en los roles hombre-mujer) y los autores juegan mucho con los papeles de los personajes de sus obras, el público occidental no le da importancia a estos detalles y se centra en las virtudes de estos. No hay que olvidar que, al fin y al cabo, no hace tanto tiempo las parejas y la misma sociedad eran patriarcales, y que de hecho en algunos sentidos y parejas, lo siguen siendo. Este pensamiento que sigue latente, aunque solapado, en nuestra sociedad, puede verse llevado al límite en varias relaciones yaoi.

Rasgos como la timidez, la bondad y la ternura son muy apreciados, y según los fans masculinos de Naruto, incrementan la belleza de chicas como Hinata. De la misma forma, las fans opinan que la crueldad y un pasado triste (preferentemente con traumas infantiles) que la justifique hacen más atractivos a chicos como Sasuke, así como el hecho de que Naruto sea tsundere.

Seguidamente, podemos ver los valores clásicos del bien y el mal, prácticamente idénticos a los nuestros: el bien prevalece sobre el mal, pero en el mal encontramos bondad y viceversa. Esto queda demostrado en el personaje de Sasuke Uchiha, quien, aun conservando buenos sentimientos, traiciona a su sus amigos, a su gente, a su villa e incluso a su "mejor amigo" Naruto para vengarse de su hermano Itachi, asesino del clan Uchiha, sacrificando su felicidad para lograrlo y convirtiendo la venganza en la razón de su vida.

Sasuke Uchiha (Naruto), el clásico seme cruel que busca obsesivamente la venganza de sus seres queridos, olvidándose a sí mismo y a los que le rodean por el bien de su objetivo.

Por otra parte, vemos el afán de superación de Naruto desde sus inicios, su valentía y sus ansías de reconocimiento debido a su pasado triste como otro valor clásico en las narraciones.

Naruto, como tantos otros personajes en infinidad de relatos diversos, representa la figura del héroe tradicional: honorable, que lucha por lo que quiere, que protege a sus amigos y a sus seres queridos con su vida, que no se rinde nunca, que persigue su sueño, y que por muchas veces que caiga, vuelve a levantarse y sigue adelante hasta lograr sus propósitos.

Naruto Uzumaki (Naruto), el protagonista heroico

El valor de la amistad, en forma de competitividad en su mayor parte, y la perseverancia es lo más importante para este personaje y para la serie, como se puede observar en el empeño del protagonista por "rescatar" a Sasuke y hacer que vuelva a la villa con él. No obstante, entre líneas advertimos un amor profundo propio del shonen, por lo que podemos identificar este valor tanto como amistad como amor, según el espectador.

Por otra parte, en muchos animes encontramos ambivalencias entre el bien y el mal, donde cada uno puede tener una opinión distinta sobre lo que está bien y lo que está mal (por ejemplo en Death Note). También hay aquellos donde los personajes masculinos son, digamos, muy masculinos, tienen todas las características del prototipo de un hombre al igual que la mujer, y en cambio, existen otros donde puede ser diferente según el personaje o incluso intercambiarse los papeles.

Todo esto hace que los espectadores/lectores se sientan identificados con un personaje u otro, reconociendo de esta forma partes de ellos mismos en los personajes y de los sentimientos humanos comunes, provengan del país del que provengan, y provengan de la cultura de la que provengan.

También influye, según los entrevistados, el hecho de que somos muchos los que no acabamos de encajar en la sociedad española, los que vivimos una vida normal y sin emociones, y ambos, manga y anime, nos muestran historias fantásticas que nos permiten olvidar nuestros problemas y nos dejan soñar con aquello que nos gustaría vivir, y a que vemos una sociedad diferente, interesante, y sobretodo, donde “cabe” cualquier persona sea como sea, ya que en la nuestra no nos vemos integrados.

Conclusión

Con este trabajo he pretendido descubrir, analizando el mundo otaku, su estructura, los géneros que nos llegan de forma masiva y las relaciones entre ellos, cómo este mundo nos inunda, el porqué de su triunfo y demostrar que los valores que se ven reflejados en el manga y el anime no son tan diferentes de los nuestros.

Como hemos podido ver, la cultura japonesa se ha convertido en algo más de nuestra vida diaria por diferentes razones, influyendo en ella, como demuestran los otakus y las fujoshis y su forma característica de vivir y ver el mundo. El triunfo de esta vertiente de la cultura nipona se debe, tal y como se ha demostrado anteriormente, no solo al impacto que provocan los mangas, animes y videojuegos orientales y a su argumento tantas veces absorbente, sino a la identificación de nosotros mismos, de nuestros valores, ocultos o no, en estas formas artísticas, y a la necesidad que tenemos de evadirnos de vez en cuanto del mundo real, de distraernos.

* * *

¡Y con esto, y un bizcocho...!

...ahora lo que me pide el cuerpo es descansar hasta las ocho.

4 comentarios:

  1. Sublime explicación ;) ¡Escribes muy, muy bien! Me pasaré más a menudo, de eso no hay duda.

    ResponderEliminar
  2. ¡Vaya, qué refrescante! Hacía mucho que nadie me decía que escribo bien. Te agradezco el detalle. XD

    ResponderEliminar
  3. Yuki, no quiero ser pesada ni nada, pero Hinata no muere. Solo aparenta ser asesinada, pero luego la cura Sakura y sobrevive… ^w^
    Hinata intenta proteger y ayudar a Naruto, pero como era obvio que no iba a ganarle a Pain, es atacada y se supone su muerte. Claro que si eso sucedía muchos seguidores de Hinata iban a odiar por siempre a Kishimoto. XDD

    En cuanto a los lugares que ocupan los hombres y las mujeres, he leído de Nobuhiro Watsuki que para hacer un buen shonen, el hombre tiene que ser imponente y al mujer hermosa- Eso resume un poco todo esto, ¿no te parece? XD
    Algunos hombres tienen mujeres hermosas a su lado solo para hacerse ver y denotar grandeza…

    Me gusto mucho el final del TR, es muy interesante. Y la mayoría de las cosas son tan ciertas, porque las personas tienden y también tiendo a identificarme con los personajes. XD
    Hace poco hablaba con mi hermana de cómo nos distraemos. Ella intenta estar lo menos posible en casa. Yo estoy mucho tiempo en casa, pero es porque a mis padres siempre les molesta que salga. Por lo tanto, mi manera de evadirme de todo esto es leer manga porque también les molesta que use la pc, asique… Mi vida últimamente es muy aburrida… OwO
    Por lo tanto, necesito evadirme lo más que puedo de esta aburrida realidad. XDDD

    ResponderEliminar
  4. Parece que voy a tener que hacer otra aclaración. No obstante, no me habría extrañado ya que Kishimoto se carga a todo Dios tan alegremente. Ya podría aprender de Yuhki Kamatani. UwÚ
    A estas alturas, ¿quién no odia a Kishimoto? XD

    Se agradece el apunte, ahora lo añado. XD

    Tiene gracia que luego hagan los personajes masculinos afeminados para que sean más guapos, ¡y digo más!, que el ideal de belleza masculina sea el de un hombre lo más ambiguo posible. XD

    Solo el detalle de Hinata está fuera, ¿no? Bueno, es un trabajo hecho por una otaku para otakus y no otakus, ¡no falta quién se identifica! Me alegro de que te haya gustado. XD

    ¡¡No digas eso!! OwO

    Mm, lo cierto es que el mundo real en ocasiones no nos brinda todo lo que deseamos (como usar piro+++ XD), ¡ahí entra el mundo maravilloso de los videojuegos, las series, los mangas, los libros...! No hacemos nada realmente diferente a lo que hacían nuestro antepasados. Solo nos hemos modernizado. ¡Nuevas formas de comunicarse, de vivir aventuras y de divertirse, pero el corazón es el mismo! XD

    ResponderEliminar

Cada vez que no comentas, a Yukino le da tal depresión que se tira por la ventana y lógicamente publica menos entradas