domingo, 2 de septiembre de 2012

16º - Especial Aniversario Nupcial

Médico - [Leyendo en su sillón favorito]

Yukino - [Apoyada en el reposabrazos, arrodillada en el suelo, rozándolo con la punta más fina de sus dedos y contemplándolo con adoración, sonrosada y meditabundamente abstraída en su felicidad, reflejada en un soñoliento rostro que exuda una vida de color de rosa] Bienamado esposo mío predilecto de mi corazón...

M - [Tic en ceja] Qué quieres.

Y - Día 2 de septiembre...

M - [Abre la boca]

Y - Hoy es... nuestro aniversario de boda.

M - [Se levanta]

Y - [Expectante]

Se inicia la guerra:

¡Por fuerte que sea el contraataque no perderé la consciencia hasta agotar el oxígeno!

Y - Todavía no me he desmayado: ¡más!

M - [Arremete con el libro]

Y - ¡Ay!

M - [Y se va por la puerta grande]

Y - ¡Cariño...!

Portazo

Y - [Descolocada]

Y esta es la situación, veintinueve minutos después.

Yui - Yu... Yuki-sensei, ¿qué estás haciendo?

Y - ¿¡Es que tienes que preguntarlo todo?!

Aoi - ¡Rebasa lo evidente que el ama está leyéndose las instrucciones de cómo cargar y descargar un arma de fuego! ¡Por el amor de Aoi!

Yui - Un poco de calma...

Y - Estoy muy calmada. [Abriendo el arma con un sonido metálico] Sosegada incluso.

Aoi - ¡Y lo parece...!

Y - Porque la imagen no es engañosa.

Yui - ¿¡Se puede saber por qué estáis tan amiguitos últimamente?! [Estirándose y señalándose el pelo con exasperada expresión] ¡¿Quieres que me vuelva calvo como lo estará Sebastian un día de estos, sensei?! ¡Quieres que me vuelva calvo...!

Y - [Insertando las balas en el cartucho] Hoy es mi aniversario de boda. =_=

Yui - Ah... oh.

Aoi - ¡El excelso Aoi no está escuchando nada, nada...! [Manos en las orejas]

Y - Voy a interrogar a todos y cada uno de los personajes originales de este mi puñetero Otaku Hen y a Sebastian como si no hubiera mañana, porque efectivamente ¡no lo hay!, hasta hallar al bienamado esposo que me quiere lo suficiente como para jugar al gato y al ratón conmigo en semejante día tan trascendental.

Yui - ¿Y luego?

Y - [Encajando el cartucho] Le demostraré que aunque no quieras dar amor, corres el riesgo de recibirlo. *^*

Yui - [Peligro detectado] Con... ¿con eso?

Y - ¿Qué? ¡Ah, esto~♪! [Sonrisa radiante, apuntándolo con el cañón] Esto está reservado a los que pasarán por mi interrogatorio.

Yui - [Manos arriba]

Y - No puedo evitar pensar en ti el primero cuando las cosas no salen como me gustaría.

Yui - [Piensa en él] ¡Oh, sensei...! ♥

Y - Dime, Yui, ¿qué sabes? ¿Tienes tú algo que ver con esto? Te advierto de que soy muy capaz de ponerme un pelín violenta con los asuntos que atañen a mi maridito.

Aoi - ¿Y por qué siempre tiene que ser el insignificante Yui en comparación con mi grandeza? ¡El espléndido Aoi también podría haber hecho algo!

Y - ¿Acaso tienes algo que ver? *^*

Yui - ¡Yuki-sen, baja esa hacha!

Aoi - ¡Podría! ¡El gran Aoi "podría"!

Yui - ¡O por lo menos la pistola!

Y - [Deliberando]

Yui - ¡No creé el hacha del amor-amor para esto! >º<

Aoi - Eres tan insignificante como insensato sin necesidad alguna de compararte con la inigualable sensatez del significado Aoi, ¿para qué la hiciste si no?

Yui - Bueno... un día Yuki-sensei me dijo que le gustaría que le forjara un hacha bonita y resistente a las manchas de sangre, me metí en la fragua del herrero... y ya no recuerdo nada más.

Y - ¡Jumf! El gran Aoi es incapaz. [Se centra en Yui]

Aoi y Yui - ¿¡Por qué?!

Yui - ¡Te está engañando, Yuki-sensei! ¡Te estás dejando engañar!

Y - ¿Tienes algo que ver o no? =^=*

Yui - ¡Todavía no he terminado de quejarme!

Y - ¡Desembucha!

Yui - ¿¡Qué sucedería si tuviese algo que ver?!

Y - Te culparía hasta por no haberlo mencionado y existe la posibilidad de que hiciera algo más que colgarte suspendido en el aire como un saco de boxeo mientras encuentro un hoyo donde enterrarte.

Yui - Te juro por Dios que no sé nada.

Aoi y Y - Qué novedad.

Yui - ¡De esto!

Y - Entonces pasemos al siguiente. [Hacha, pistola y un paquete misterioso al cinto]

Yui - ¿Puedo bajar las manos?

Y - No.

Yui - ¿Y los brazos?

Y - ¡Tampoco!

Interrogatorio Vecinal

Violencia permitida.

Reino de Lobos - Acércate. ¿Por qué no me agarras tú misma, Caperucita?

Y - [Muy digna] ¡Porque me das miedo!

RL - [Resopla]

Y - Y ya tengo suficientes denuncias a mis espaldas.

RL - Utilizar a terceras personas no reducirá tu pena.

Aoi - El formidable Aoi preferiría pegar al ama...

Y - Ya nos pegaremos después: ejerce presión. =_=

Yui - ¿Y ahora? ¿Puedo bajar las manos?

Y - [Brazos cruzados] No me hagas repetirme.

Yui - ¡Pero Yuki-sen! ¡Yo soy el héroe!

Y - ¡Yui Aki...!

Yui - Mmm... No me apellido "Aki".

Y - ¿Qué?

Aoi - ¡Y el gran Aoi menos!

Y - ¿¡Qué?!

Aoi - Mi insegura ama nunca me ha preguntado el apellido por pura y obvia timidez, ¿pero cómo podría el distinguido Aoi portar tras su sublime e incomparable nombre apellido semejante?

Y - Aoi, tu nombre es y significa "azul".

Aoi - Como el cielo: infinito.

Y - ¡Aoi...!

Aoi - ¡Ah! ¡No puedes parar de repetirlo! Qué manera tan rebuscada de honrar al fastuoso Aoi para expresar lo mucho que indudablemente me idolatras, mi ama. [Se balancea, se balancea]

Y - ¡Af, cállate! ¡Vosotros sois los hermanos Aki!

Yui - Puedes seguir abreviándolo de esa forma si te es más cómodo, Yuki-sen.

Aoi - El bondadoso Aoi te bendice con su permiso, ¡oh, afortunada!

Y - [Un tanto mosqueada] Si vuestro apellido no es Aki, ¿cuál es?

Aoi - Al gran Aoi le basta con que conozcas su gran nombre. [Ufano] Verdaderamente las cuerdas bocales del mundo entero se regocijan ya lo suficiente con el solo pronunciar de mi glorioso nombre como para sumar otra grandeza más a...

Yui - ¿Qué importa mi apellido? Si todo va bien tengo toda la intención de convertirme en Yui Daidogi.

Y - No solo es absurdo: es absolutamente imposible. =_=

Yui - [Deleitándose en el eco mental: "Daidogi... Daidogi... Daidogi..."] Y si no... es mucho más difícil rastrear a alguien sin apellido.

Y - Creía que la razón principal era mi cuaderno negro para nada sospechoso.

Yui - También.

Y - Hace dos años y medio que lo intentas, ¿no va siendo hora de poner en práctica tu plan B? Vamos...

Aoi - ¡Vamos!

Y y Aoi - ¡Vamos...!

Yui - No.

Y - [Ojillos de cordero degollado] Habría sido un regalo de aniversario insuperable...

Yui - ¡No disimules ni me envíes ondas centelleantes con tus refulgentes pupilas, Yuki-sen, no podrías vivir sin mí!

Y - Ahora sí que no te voy a permitir bajar los brazos. =^=*

Yui - Piedad... ╥﹏╥

Aoi - Ama, ¿puedo soltar esta cosa un rato? El gran Aoi es demasiado grande para mantenerse en una misma posición durante tanto tiempo.

Yui - ¡Y a mí me duelen los brazos!

Y - ¿¡Qué te he dicho?!

RL - [Cansándose de estar en la misma posición]

Yui - ¡Ni te atrevas a quejarte, vecino de los incordios! ¡Tú por lo menos estás sentado!

Aoi - ¡Al siempre resistente Aoi le está empezando a temblar la muñeca, ama!

Y - ¡Basta! ¡Comencemos el interrogatorio!

RL - [Contemplándola]

Y - [Devolviéndole la contemplación]

RL - [Manteniéndole la mirada]

Y - [Ojos intensos]

RL - [Pupilas intensas]

Y y RL - [Ceño fruncido]

Y - [Media vuelta] No sabe nada.

Yui - Pe-pe-¡pe...! ¡Pero si no le has hecho ni una pregunta!

Y - ¡No sabe nada, Pepe!

Yui - ¡Otra...! ¿¡Quién es ese Pepe?!

Interrogatorio Reflejo

[Se atraganta]

Y - Alicia...

Alicia - Marinita.

Y - [Sujetándose la frente con la mano] ¿Por qué me lo tienes que poner tan difícil?

Alicia - ¿Preferirías que fuera fácil?

Y - ¡Hoy es el aniversario de mis esponsales! ¡Te EXIJO que no me tientes!

Alicia - ¡Qué exigente!

Yui - ¡Sensei, se está riendo de ti! ¡Vámonos!

Aoi - Harías mejor solicitando audiencia con el excepcional Aoi.

Y - Tengo una pregunta que hacerte...

Yui - ¡Yuki-sen, nunca sale nada bueno de hacer tratos con él! De hecho, no deberías siquiera regalarle la vista con tu presencia y tus faldas. Bien pensado, con hablar conmigo es más que suficien...

Aoi - ¡Si alguien es suficiente es el gran Aoi!

Yui - Fuf. ¿Todavía no puedo bajar los brazos? ¿Y si los uso en favor de un bien mayor? Como atizar a Aoi, por ejemplo.

Y - [Sonrisa encantadora]

Alicia - [Sorpresa]

Y - [Coge prestada la fusta]

Aoi y Yui - [Terror]

Alicia - [Gesto seductor sin fusta] Eso tiene un precio...

Y - [Fustigando repetidamente las mejillas de los idio... hermanos Aki masculinos]

Aoi y Yui - ¡Ah! ¡Ah! ¡Ah! ¡AHH!

Y - [Pisotón, pisotón, pisotón]

Aoi y Yui - [Muertos en el suelo]

Y - [Rebosante de vida] Te la devuelvo. [Fusta devuelta]

Alicia - [Introduciéndose de espaldas en el espejo] ¿No te apetecía dar uso a tus juguetes?

Y - Estos juguetes ya tienen nombre, no puedo desgastarlos con cualquiera. [Cogiéndolo de la mano]

Alicia - ¡Ji, ji! ¡Me has puesto la mano encima! [Estira, estira]

Y - La tomo. [Tira, tira] Dime, ¿me darás la respuesta que busco?

Alicia - Por un módico precio...

Y - Preferiblemente nada que me haga acabar en el hospital de nuevo.

Alicia - [Susurro quedo al oído]

Y - Te has vuelto loco. No, ¡tú estás loco de serie! ¡Jamás! ¡Menos aún en el día de mi aniversario marital! De todas formas, ¿¡en qué te beneficia lo que le diga o le deje de decir a ese sombrerero?! Vas a tener que hacerme una rebaja.

Alicia - ¡Solo una pista entonces!

Y - [Empujándolo]

Alicia - [¡Oh!]

Y el espejo los engulló

Y - ¡Todos los poderes del universo...!

¡...y un espacio chiquitín para vivir!

Y - Tal y como suponía, eres un genio.

Alicia - [Subiéndole la falda] Solo por esta vez te concederé una pista gratuita, ¡cortesía de la casa!

Y - ¡Qué suerte tan poco premeditada! [Estirándole las mejillas, para luego punzarlas con las uñas]

Alicia - Siempre y cuando cumplas con una ínfima e irrisoria serie de condiciones. [Gesto no tan seductor del precio] Puedes efectuarlas a tu manera, ¡toda una novedad!

Y - [Pero con ese traje todo resulta seductor] La definición de "gratuito"... Hum. Pónmelo por escrito. =_=

Alicia - [Escribiéndoselas mágicamente en la muñeca]

Y - ... [...] ¿...esto se puede borrar?

Alicia - [Sonrisas amplias]

Y - ¡Tengo un bolígrafo!

Alicia - ¡No me amenaces! [Ji, jis] Antes de ejecutar cualquier condición, recuerda estar frente a un espejo cuando los encuentres. Por otra parte, uno de los requisitos mínimos estipula que de haber cualquier trozo de cristal reflectante a tu alrededor junto a la segunda persona, no podrás posponerlo: estás obligada a llevarlas a cabo hasta el final. ¡Ji, ji! ¡Aquí viene la pista! [Ladea la cabeza] ¿Has probado a llamarlo por teléfono?

Y - ⊙^⊙ [Sin móvil]

Alicia - ¡Estás incomunicada! [Empujándola hacia el exterior]

Interrogatorio Telefónico

Y - Parece que la feminidad y la buena mano con los aparatos electrónicos son lo único que puede ostentar...

Yui - ¿¡Pero vas a ir a verla después de lo que te hizo la última vez?!

Y - Yui. ¿Sigues vivo? ¡Qué desconsiderado!

Yui - ¡Yuki-sensei!

Y - Y con los brazos abajo, para más inri. ¿No te da vergüenza?

Yui - ¡Yuki-sensei, que intentó matarte!

Y - Tú lo has dicho: solo lo intentó. Un intento infructuoso como otro cualquiera. No es como si un acuático estrangulamiento sumergido pudiera acabar conmigo mientras haya gente a mi alrededor. Y ella tiene mi móvil. Al fin y al cabo, hay cosas de mayor enjundia por las que preocuparse. [Alzando hombros y antebrazos, en gesto despreocupado] ¿No podría ser que un misil mal lanzado del ejército cayera aquí y nos alcanzara? ¿No podría caer algún satélite artificial que aún siguiera ardiendo e impactara de lleno en algún lugar de esta mi bella España?

Yui - Eso...

Y - ¿No podría caer un meteorito gigante y sumir el mundo en un caos sin precedentes?

Yui - [¿Por qué todo tiene que caer del cielo?] ¡Eso es el síndrome del entretenimiento moderno! ¡No pasará! Has estado leyendo demasiadas novelas.

Y - Las probabilidades no son cero. Si hablamos sobre probabilidades, es definitivamente verdad que nada puede ser imposible. Si ahora te tiraras contra esa pared con todas tus fuerzas, la probabilidad de que pases a través de ella y aparezcas en la casa del vecino de al lado que tan contento estará de volver a verte dos veces en un mismo día no es cero. Deberías intentarlo. Por las probabilidades. Por el lobucho. ¡Por el universo!

Yui - [Exacerbado] Hablas demasiado sobre el universo.

Y - ¡Por el público...!

Yui - ¿¡Por qué no puedes simplemente llamar desde el teléfono de casa?!

Y - ¡Mátate tú mismo!

Yui - ¡No! ¡No lo permitiré! ¡Jamás volverás a dirigirle la palabra a esa bruja, ni a acercarte a menos de veinte metros, ni...!

Y - ¿Cómo de grande te crees que es esta casa en la que habitamos?

Yui - [Cogiéndola por el brazo] ¡Yuki-sen, deja de caminar!

Y - Yui, si no te callas haré de ti mi próximo regalo uke para Sebastian. *^*

Yui - ¡¿Qué?! ¡NO! ¡Todo menos eso! ¿¡Y por qué tengo que ser precisamente YO el uke?!

Y - [Lo preocupante es que sea eso lo que le preocupa] No creo que tengas derecho a quejarte después de lo sucedido con Ace...

Yui - ¡ESO ES DIFAMACIÓN! ¡Por lo menos déjame ser el seme!

Y - ¿Sebastian como uke...? =·=*

Cuando digo "decidido" quiero decir "decidido". Lo que se traduce a que las demás fujoshis me despellejarían si permitiese que Sebastian tomara el papel uke.

Y - ¿O acaso crees, ingenuo de ti, que no he planteado e intentado proponer cambios de posición refrescantes antes...? [Malos recuerdos]

Kao - ¡Yukino-san...!

Y - Hola, Kao. ¿Cómo te trata la vida?

Yui - [Interponiéndose entre una y otra con los brazos extendidos a modo de barrera de paso]

Kao - ¿Eh?

¡Claramente es inocente de todos los cargos...!

Kao - Estaba equivocada. Yukino-san no debería permanecer en este mundo infestado de indignidad, menos aún junto a compañías tan faltas de mérito...

Y - ¿Me devuelves mi teléfono?

Kao - Pero ayudar a Yukino-san a abandonar este pérfido mundo no es si no el camino fácil: la verdadera senda a seguir es...

Y - [Registrando el lugar] Bien pensado, se supone que tú no vives aquí. ¿Dónde te escondes?

¡Un arma clásica salvaje ha aparecido!

Kao - Si Mahoma no va a la montaña, la montaña irá a Mahoma. Lo único que tengo que hacer por el bien de Yukino-san es acabar con la molestia que pulula a su alrededor. ♥

Yui - ¡Iiihhh!

Y - Todo aparece, menos mi marido...

Yui - ¡Yuki-sen, que no es el momento de ponerse melancólica! ¡Saca el hacha! ¡¡Sácala!!

Y - [Llevándose la mano al mango rosa]

Kao - El teléfono de Yukino-san está sobre la mesa...

Y - [Carita feliz]

Yui - ¡Yuki-sen...!

Kao - [Acomete]

Yui - ¡UARGHH!

Y - [Marcando el número y esperando] Tuut, tuuut, tuuut~♪. [A la par que encargándose de la banda sonora]

Yui - [Cuchillo detenido con la técnica Manos Juntas]

Y - ¡Ah!

Kao - [Empujando]

Yui - [Resistencia suma]

Al Otro Lado del Teléfono - ¿En qué puedo servirle?

Y - ¿Sebastian?

AOLTe - ¿My lady?

Y - [Piiip piiip piiiip] ¿¡Pero qué...?!

Kao - [Pisando a su hermano para así ejercer la presión fatal] Ah. Yukino-san no debería hablar con nadie que no fuera yo... por lo que he manipulado el mecanismo de forma que, de no reconocer mi timbre de voz, cuelgue automáticamente a los cinco segundos.

Hachazo

Kao - [Inconsciente en el suelo]

Yui - [Medio sentado, medio caído de bruces en ese mismo suelo, contemplando tembloroso a la que es su leñadora] Ahh... ahhh... ¡iiighhh...!

Y - Ha sido un hachazo de filo invertido (o más bien de mango), no seas escandaloso. [Mirada fría desde arriba] Habría pasado algo peor de no ser por mi clemencia para con la estupidez humana, ¿no te parece? [¿Kao es humana?] De cualquier forma, es contradictorio verte tan afectado por algo que habías estado deseando desde hace tanto.

Yui - ¡Me has rescatado...!

Y - No...

Yui - [Abrazando sus piernas, ¿¡eran grititos de emoción?!] ¡A mí también, a mí también!

Y - [Vaya, ha perdido el juicio restante. Levanta el pie, lo coloca estratégicamente en el hombro del loco arrodillado] Con mucho gusto...

Interrogatorio Negro

Y - Resulta hilarante cuanto menos que me acompañes para encontrar a mi marido y celebrar lo que será un censuradísimo festival a dúo en honor al primer año conyugal.

Yui - Te quiero, Yuki-sen.

Y - [Estresada] ¿Podrías no mirarme con esos ojillos de cachorro tuyos?

Yui - ¡No!

Y - [Ante la puerta misma de la mansión Phantomhive] ¡Sebastian! [Aporreando la puerta] ¡Sebastian, Sebastian! ¡Ven aquí, chico! ¡Sebastian!

La puerta se abre...

Sebastian - [Y se cierra tras él] Lady Yuki...

Y - [Con brillantez en los ojos] ¡Sebastian...!

Tenía la certera sencación de que dirías las blasfemias más blasfemantes con la misma sonrisa.

Y - Sebastian, ¿has visto a mi marido del alma?

Sebastian - Ni a su marido ni a su alma, lamentablemente.

Y - Pero tú me contestaste, ¡tú tienes su teléfono!

Sebastian - Un curioso aparato moderno el suyo, my lady. Lo recibí por correo urgente hará una semana con su dirección como remitente. En honor a la verdad, creí que se trataba de una muestra de aprecio por su parte.

Y - [Cabizbaja] Ya veo. Gracias por la información.

Yui - [Oteándola con pena]

Sebastian - ¿Se encuentra bien, Lady Yuki? [Sonríe más] El color del semblante que acostumbro a ver ha empalidecido considerablemente. Se podría decir que es usted la viva imagen de la temperatura bajo cero.

Y - Acepta este animado obsequio las horas que restan del día como verdadera muestra de mi aprecio. [Asiendo a la muestra de aprecio por el cuello de la camisa]

Yui - ¿¡Qué?! ¡Pe... pe...! ¿¡Es por la mirada de compasión de hace seis líneas?! ¡No lo volveré a repetir!

Sebastian - [Sudor] Con qué ofrendas tan originales me agasaja usted...

Y - [Sonrisa maligna] Y sería maleducado no aceptarlas, ¿no es verdad?

Yui - ¡Sensei! ¿¡Pero por qué?!

Y - Porque lo prometido es deuda.

Yui - ¡¡No me has prometido nada!!

Y - ¡Porque no me fío!

Interrogatorio Familiar

Y - ¿Has visto a tu padre nº indefinido, hijo mío? ¿Tú sabes algo?

Bebé Bel - Go.

Julius - Márchate.

Y - [Solloza]

Julius - No te marches...

Y - [Llora]

Julius - [Pañuelo]

Y - ¡Tú eres mi pañuelo, Julius...! [¡Abrazo impetusoso!]

Julius - [Angustiado] Te ofrezco una taza de té con calmantes.

Ace de Corazones - ¿Qué pasa aquí? ¡Parece divertido!

Julius - Mantente en silencio. Yukino no está de humor. [Y él no sabe qué hacer]

Ace de ♥² - ¡Raro!

Julius - No escuentra a su marido.

Ace - ¡Ja, ja, ja!

Y - [Crispación]

¡Empezamos con los piropos!

Y - [Lanzamiento de hacha perfecto]

Ace - [Evitado perfectamente]

Julius - [Boquete de hacha clavada perfecto en la pared]

Y - No es que me esperara delicadezas por tu parte, ¡pero ahora no! ¡Desaparece de mi vista!

Ace - ¡Vamos a jugar!

Y - ¿¡Desde cuándo jugamos tú y yo?! ¡Es más, tus pasatiempos más quefffhh! ¿¡Pefff hh aeehhh!? ¡Para! ¡Deja ese pañuelo en su sitio! ¡Usa a Julius!

Ace - [Secándole la cara de mala manera] ¡La persona que te preocupa ya está aquí!

Y - ¡La persona que me preocupa no está aquí! Si tengo que decirlo, estoy un poco preocupada por cómo me ven tus ojos, pero eso no es más que un asunto muy insignificante.

Ace - ¡Ah! ¡Una pistola!

Y - ¡Devuélvemela!

Ace - ¡Ja, ja, ja! ¡Y tiene un nombre escrito! ¡Su nombre!

Y - ¿¡Pero por qué no me escuchas?!

Ace - ¡Porque me adoras!

Y - Y vuelta la mula al trigo.

Ace - ¡Nos vamos!

Y - ¡No, no nos vamos! ¡Oye! ¡No me arrastres! ¿¡Es que no sabes qué día es hoy!?

Julius - Mejor que no lo sepa. [Sorbe]

Bebé Bel - Pa. [Bebe]

Y - ¡Julius...!

Julius - No arañes el suelo.

Interrogatorio no Deseado

Sombra de Sombrero - [En su eterna hora del té] ¿Me buscabas, señorita?

Ace - ¡Te la devuelvo!

Y - Uff, mi pistolita...

Disparo, ¡bang!

SS - [Sombrero fuera]

Ace - ¡Mal!

Y - Tst.

Disparos, ¡bang, bang, bang!

SS - [Chaqueta fuera] Inesperado...

Ace - ¡Ja, ja, ja! ¡Qué talento!

Y - [Impresionada]

Último disparo, ¡BANG!

SS - [Hebilla de cinturón fuera]

Ace - ¡Ja, ja, ja! ¡Ja, ja, ja! ¡Ja, ja, ja, ja, ja! [Cogiendo asiento]

Y - [Sentándose a su vera, ya que no quedan balas] Las ganas de llorar desconsoladamente han aumentado mucho...

SS - No has resquebrajado ni una sola taza. Tampoco has derramado una gota de cualquier clase. [Ufano] Jumf. Tú no vienes a dispararme, ¿verdad, señorita?

Y - [Maldita puntería original] ¿Cómo se te ocurre traerme aquí? =_=

Ace - ¡Ja, ja, ja!

Y - ¡Nada de "ja, ja, ja"! ¡Este no es mi marido! Y que lo creas es preocupante. Muy preocupante. Demasiado preocupante. No puedo manejar tanta preocupación... Estoy muy cansada...

Ace - ¿Mucho?

Y - Son las doce de la noche...

Ace - ¡Sé que no es tu marido! [Mordisqueando galletas]

Y - A veces se me olvida que haces las cosas para molestar y no para animarme...

SS - Soy tu marido.

Y - Cállate.

SS - Tu buen marido.

Y - ¡No matices!

SS - Como tal, no olvido las fechas importantes.

Y - ¡Calla! ¡Tú y yo no compartimos ni una sola fecha importarte! No eres más que una mala imitación de mi auténtico marido, ¡pero mi marido sí es mi marido! ¿¡Cuánto papeleo crees que me ha costado ratificar nuestro estado civil?!

De ideas fijas.

SS - Todo sería mucho más sencillo para ambos si confesaras el amor que me tienes, señorita.

Y - ¡Jum! ¿Tanto deseas el amor de esta mala mujer? [Cruce de piernas] ¿Cuánto te humillarías para obtenerlo? ¡Me gustaría verlo! ¡Enséñame hasta dónde puedes llegar!

SS - Jumf, esa frase...

Ace - ¡Un espejo!

Y - No. [Pupilas estrechándose] ¿Qué sabes?

SS - No permito que mi mujer se distraiga cuando conversa conmigo.

Ace - [Disfrutando del espectáculo] ¡Ja, ja, ja!

SS - Tampoco tienes permitido mirar a otro ser viviente con esa mirada extraviada tuya.

Y - [Suspiro] Te amo.

SS - ¡!

Y - Ea. ["Fus, fus" con la mano]

SS - [Agarra esa mano y le pone la libre encima] Muy mal, señorita: repítelo con más sentimiento. Mi mujer tiene que demostrarme que en verdad me ama.

Y - No me mires tan fijamente. ¡Eh! ¡No te acerques! ¡Deja mi rodilla en paz! ¡Ya estamos lo bastante cerca! Esto no es bueno para la vista.

SS - Una de las obligaciones de un marido es mantener sus ideales para con su mujer. Es mi deber imponer mi autoridad, ¿no es así, señorita?

Y - [Pose dramática de puño en frente] ¡Te amo...!

SS - Qué chica tan buena. Ahora bésame.

Y - [Descenso de párpados seguido de sonrisa jactanciosa] Di mi nombre.

SS - ¡Jumf! ¿Por qué habría de llamar por su nombre a alguien como tú? Dejas que lo haga todo el mundo.

Y - ¿Cómo puede tu enferma y obsesiva mente convertir tal cosa en algo malo?

SS - El deber de un buen marido es custodiar en exclusiva a su esposa, aun a costa de un par de daños colaterales.

Y - Por supuesto, porque un par de tiros en las piernas solo es un daño colateral.

SS - Jumf. Tal y como suponía, tu amante continúa demasiado ocupado rehuyéndote en el hospital como para hacerte comprender lo que es el verdadero matrimonio.

Y - [Ojos muy abiertos, pistola muy brillante]

SS - [...]

Ace - ¡Ups!

Y - [Se levanta]

SS - [La sujeta] ¡Tú no vas a ninguna parte!

Y - ¡Ja!

Escena violenta en curso, dediquemos doce minutos de pensamiento a los roedores y no a las pistolas descargadas, las ardientes teteras llenas a quemarropa ni a nada estremecedor con un Ace que ríe a pleno pulmón como espectador...

Y - [Sangrando profusamente por piernas y cabeza]

SS - [De alguna forma incosnciente]

Pistola del amor-amor - [Abollada y dentro de la tetera]

Y - [Mirada de las tinieblas toda para Ace]

Ace - ¡Te doy dos minutos!

Destino Final

Y - ¡Mmm! ¡La persona con la habilidad de embellecer el mundo con todo tipo de colores finalmente ha aparecido!

M - [¡Ay, Dios!] Has llegado pronto.

Y - Hay qué ver, sin embargo, qué malo eres. ¡Empeñado en jugar al gato y al ratón, en fingir que no me quieres!

M - Yuki.

Y - Pero no me voy a poner dramática, ¡porque finalmente te he encontrado! Una idea verdaderamente romántica la de "esperarme" en el hospital en el que nos conocimos.

M - [Retrocede]

Y - ¡Este es mi regalo, de mí para ti! [Desenvuelve el paquete misterioso y lo extiende en pleno aire]

M - [Un yukata familiar ha aparecido ante sus ojos]

Y - Y solo es la primera parte. [Amplio y temiblemente afilado sonreír]

M - [Pasos hacia atrás]

Y - ¿Conoces la razón por la que me gustan tanto los yukatas? ¿Por la que te los regalo? Cariño...

M - [Contra la pared]

Y - Porque puedo ver algo.

M - ¡!

Y - [Avanza] Como lo que hay debajo, y los límites de mi autocontrol, y la verdad del universo...

M - Este era un blog para todos los públicos. [La detiene por el hombro]

Y - [Asiendo la mano del detener] No, no: más abajo.

M - [Tirándole del pelo] Quédate quieta.

Y - Estoy más que dispuesta a enfrascarme de lleno en una lucha a muerte contigo, cariño. Y puede que no sea la más fuerte ni la más dispuesta a atacarte, pero sin duda soy la más resistente...

M - [Suspira]

Y - ¿Qué buscas? Deja tranquilo el interior de esa chaqueta, ¡concéntrate, hombre! Ah. ¡Ah! ¡Te estás desvi...!

M - [Tapándole la boca]

Y - [Muerde]

M - [Frunce el ceño]

Y - [Violencia, ¡violencia...!]

M - [Saca un CD con laz... lacito...]

Y - ¡!

M - Te lo advertí en su día: el contrato no significa que algo haya ni vaya a cambiar.

Y - ¿Un regalo? ¿¡Me has hecho un regalo?! ¡Es... es el primero que me haces de forma material! ¡¡Iah, la primera demostración de amor no violenta, aunque no hay suficiente violencia...!! [Apenas puede soportar sostenerlo entre sus dedos, ¡apenas puede contener las lágrimas de emoción!]

M - Con esto te mantendrás tranquila una temporada.

Y - ¡Y es un juego! ¡Un juego de guerra fantástica!

¡Un juego nuevo de 120 horas de acción estimadas!

Y - ¡No me llames fácil, cariño! ¡Difícil, difícil y exclusiva para ti es lo que soy!

M - Je. Fácil, no eres.

Y - Mientras te portes bien. Hoy ni siquiera me he dejado llevar, ¡y mira que he tenido oportunidades!

M - A casa.

Y - [Asiéndolo por la muñeca]

M - No te atrevas a desafiarme.

Y - Deja de repetir las frases de nuestros esponsales, querido: no puedes irte tan pronto. [Frotándose los ojos con el dorso de la mano] Todavía queda la segunda parte de mi regalo. El primero es...

M - Para ti.

Y - Un regalo para la vista, no puedo negarlo. ¡Pero el segundo es algo que tú quieres! ¡Que claramente deseas!

M - [Mal presentimiento]

Es una petición simple.

Y - ¡Te quiero!

M - [Debió huir cuando pudo]

¡Una vez al año no hace daño!

5 comentarios:

  1. Hola Yukinoo >w< aix cuanto tiempo sin pasarme a leerte, que vergüenza...
    He estado un tiempo incomunicada sin internet y tal...pero ha merecido la pena, por fin tengo imagenes de los personajes tio de mi juego =w= los subire cuando..me sienta menos vaga..y eso...xD
    Lamento por adelantado no currarme el comentario...hoy no me siento inspirada =-=
    Primero y muy importante..feliz aniversario de bodas! owo (algun dia tendré que enterarme de como coseguiste que ese individuo se casara contigo...xDD)
    La próxima vez intenta ponerle un chip localizador o algo asi para que no se te escape jaja
    Se que iba a comentarte algo más pero como he leido esto hace 1 hora ya me he olvidado... debería darme más prisa en comentar la próxima vez...xD
    En fin, eso es todo por hoy, no volvere a abandonarte tanto tiempo hasta el proximo comentario, lo prometo! los dulces nunca mienten! xDD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Cuánto tiempo! Ya decía yo que un dulce no me dejaría así como así. XD

      ¡Lo importante es que has comentado! En cuanto a lo de los chicos... ¡avísame en cuanto publiques! XD

      ¿Ni siquiera las galletitas de la fortuna? XD

      Eliminar
  2. Sin duda ese moderno aparato suyo me será de mucha ayuda, My Lady. Mi joven amo también estará agradecido, si es que logro convencerlo de usarlo. Feliz aniversario de bodas, My lady~

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Sebastian. Me dejas impresionada. OwO

      Por cierto, ¡Yui también te puede ser muy útil...! De hecho, ni me extrañaría ni haría nada en contra si te lo quedaras para siempre. =w=*

      Eliminar
  3. ¡Jaja, qué descripción más larga! No obstante, son de mis favoritas. XD
    Es gracioso ver que inician una guerra y el primero que ataca es tu marido aunque no haya servido de nada. XD
    ¡Serás masoquista! Por cierto, si le decís que no querés que te golpee, normalmente te golpea más y más. XDD

    Es mejor preguntar que sacar conclusiones precipitas, además si Yui no se pregunta todo, ¿cómo entendería? ¿Cómo te entendería? Digo, Aoi no ayuda en nada. XDD
    ¡Umm, Sebastian no se quedara calvo por perder dos pelos! Yui, es un exagerado… owo

    Me preguntaba si deberían tenerte miedo por el solo de tener un arma entre tus manos. Jum, también me preguntada, ¿desde cuanto Aoi es sensato? Y por último, ¿Yui tiene momentos en los que pierde la noción de sus actos? Otro más para el fogón, diría mi madre. XD
    Serás mandona, Yuki. Aunque no puedo evitar reír ante la excesiva obediencia de Yui. XDD

    Qué descarados, ¡los tres! ¿Cómo se atreven a interpelar así a Lobucho? Pero qué hermosa y desinteresada expresión~ *w*
    Yuki, ¿él te da miedo? ¡Qué sorpresivo descubrimiento! XDD
    Otro sorpresivo e inesperado descubrimiento, asique los hermanos Aki tiene su apellido abreviado… Me pregunto cómo será entero… Bueno, es comprensible, hay muchas potenciales amenazas… XDD
    Otra manera de comunicarse más eficaz que las palabras. Dicen que las miradas lo dicen todo. XD

    ¡Jaja, qué débil! XD No niego que se ve lindo, pero hasta ahí. XD
    Ay, Dios… Yui es increíblemente inocente y Aoi… ¿Hay que solicitar audiencia para que él hable solo? Digo esto porque nunca presta atención a lo que le dicen… XDD
    Tengo que reconocer que el hecho de que Alicia lo sepa todo, es magnífico. Me encanta eso en él, solo eso. XD

    Oooh, ¿en serio eso fue decidido hace años? Bueno, Sebastian no puede ni debe ser el uke de Yui. XDDD Igual, Yui no debería ni siquiera contemplar la idea de ser el seme. Qué chico tan gracioso. XDDD
    Oooh, por lo visto Kao cayó en una especie de euforia ocasionada por el hermoso paisaje y el agua y por lo tanto decidió acabar con tu vida. Qué idea más original. XD
    Hay que reconocer que Kao es muy inocente en ocasiones, es imposible que mate al invencible Aoi… XD
    Oh, asique sos clemente ante la estupidez humana. Quien lo hubiera pensado, con lo inconsciente que sos normalmente… XDDD

    Jaja, sos tan ruidosa, pero es comprensible, estabas apurada. Menos mal que los días tiene 24 horas que si no… XDD
    ¡Ay, pero si Yui es tan tierno! No se regala a la gente Yuki… TwT

    Ah, qué lindo Bebe Bel, echándote de esa forma. Y qué amable, tierno y considerado es Julius. XDDD Todo lo contrario es Ace. XD
    Ay… SS… Me pregunto, ¿por qué insiste tanto con decir que sos su esposa? Es gracioso y se ve muy convenció repitiendo y repitiendo sus mentiras. XD
    Y me pregunto si tanto desea imponer su autoridad, ¿por qué no te besa él? o.o

    Tengo que reconocer que te veías muuuy adorable y tierna con tu regalo. Qué linda. XDD
    Y bueno, es cierto que si durante el año no podes robarle ni un mísero beso, en el aniversario es obligación que obtengas mínimo lo que esperas. XD
    Pobrecito tu marido siendo atacado de esa forma tan violenta. XDD

    ResponderEliminar

Cada vez que no comentas, a Yukino le da tal depresión que se tira por la ventana y lógicamente publica menos entradas