miércoles, 12 de diciembre de 2012

18º - Especial de Veinteañera

Yui - ¡Yuki-sensei, feliz cumple...! ¡AAAARCHKFFFAK...!

Yukino - [Solo añadiré que le sangra la cabeza] =-=

Yui - ¡Cof! ¡CofoququCOF! ¡COF!

Y - No te estrangules, Yui, alma de cántaro. o^ó

Yuno-dono - En realidad, diría que esa alma de cántaro se sujeta la garganta atragantada. Incluso ha dejado caer ese envoltorio tan conseguido. =w=

Y - Yuno-dono.

Yd - Yukino-sama. =w=

Y - Esto me resulta familiar.

Yd - Hemos pasado tantas cosas durante estos veinte años de vida que cumplimos... o quizá se deba a la conmoción que emborrona hasta mi propia visión. =w=*

Y - ¡Je, je! ¿Quién distingue a estas alturas delirio de realidad? Apenas llego a tener tiempo para sanarme entre una herida y otra. De hecho, mi vientre continúa inmerso en el proceso de curación que me brinda la convalecencia. Ace es un bestia. ¿No es hasta cierto punto agradable? ¡Qué digo! ¡Completamente agradable! A diferencia de...

Yui - ¡CAF! ¿¡Pero qué te ha pasado?! ¿¡Te has vuelto a caer?!

Y - ¡NO ME CAIGO TANTO!

Yui - Perdón, perdón...

Y - Fum. Intenté regalarle el beso de la Bella Durmiente a mi bello durmiente particular, pero tiene un mal despertar de buena mañana... Jum. =^=* [¡Decisión!]

Yui - [Por alguna razón llora] ¿Sensei...? ╥w╥

Y - ¡Primera parte del plan fallida!

Yui - ¿¡Pero qué plan?!

Y - ¡Pasamos a la segunda! ¡Yui, lléname la bañera y péiname!

AngelYukino y YukinoDemonio - ^º^ ¡Nosotras nos encargamos de lo primero! ò^o

Y - No. De lo único de lo que se tiene que encargar una parte muy blanca de vosotras y por ende de mí es de mantener a la azul confinada en el armario.

YD - ¿Q-qué...? ¿¡Pero por qué...?! ó﹏ò

AngelYukino - ¡A la orden! ^·^* [Atrapando]

YD - [Arrastrada] ¡N-n-no! ¡Noooo!

Y - [Acompañándolas con la mirada y el movimiento de la cabeza sangrante hasta verlas desaparecer dentro de un armario cualquiera y escuchar atentamente todos y cada uno de los primeros alaridos azulados]

Yui - ¡Pe-pero Yuki-sen, tu regalo...! [¡Oh, lo ha recogido! ¡Lo ha recuperado! ¡Lo lleva entre las manos!]

Y - [Agarrándolo por la corbata que en efecto lleva el muy galante] Si tú o cualquier otro quiere regalarme algo, que sea colaboración para con mi meta.

Yui - [Qué mirada le ha dedicado] Sí, señora. ╥﹏╥

Y así, más de hora y media después de ponerse manos a la obra y esperar, esperar, esperar y seguir esperando... el doctor Médico abrió la puerta del baño.
¡Yukino pasa al plan intitulado, segunda parte!

Qué frío tengo.

Y - [Tiritando] Por fin, esposo mío. La espera con copa de mosto en mano ha durado más de lo imaginado. Sostenerla durante tanto tiempo ha llevado a mi sangre a abandonar mis dedos por completo.

M - [Tic en ojo]

Y -  [La copa tiene pinta de estar a punto de caerse] Afortunadamente, la espuma del amor-amor ha sido fabricada a prueba de largas esperas. [Posa la copa en cualquier parte. Menos mal] Desafortunadamente, la temperatura del amor-amor ideal para el crudo invierno está por inventarse. ¡Pero querido, quién necesita calor ambiental poseyendo calor de hogar matrimonial! Por consumarse.

M - [Tic en boca]

Y - Nuestra luna de miel fue un largo estremecimiento...

M - [Tics por todas partes]

Y - Habrá que compensarlo.

Portazo

Y - ¡¡P-pero es mi cumpleaños!! [Reclinándose en la bañera] ¡No me hagas perseguirte, cariño poco cariñoso, que me resbalo!

Aoi - [Abre la puerta]

Y - [...]

Aoi - [Mirada fija]

Y - [Y ella ahí, medio levantada]

Aoi - Era inevitable que acabaras cayendo ante los encantos del encantador Aoi, ama. [Adiós, jersey, adiós, zapatillas, calcetines y pantalones]

Y - [Tenía que venir ahora] Vete de aquí ahora mismo, Aoi. =_=

Aoi - ¡Es comprensible, inevitable! Al fin y al cabo hoy es tu cumpleaños, ¡cómo podría el dadivoso Aoi cometer la cruel infamia de no satisfacer tu más ferviente deseo!

Y - ¡Ay, Dios, es el baile del cumpleaños desnudo más ridículo que he visto en mi vida! ¡No te contonees! ¡¡No te contonees!!

Aoi - No sé cómo has logrado resistirte a ellos tanto tiempo, mi ama.

Y - ¿¡De dónde sacas esa voz tan melosa?! ¡Más importante, cómo te inventas esas conclusiones...! ¡Aaaaarr, no me toques! [Copa de mosto voladora convertida en proyectil de corto alcance]

 Aoi - [Diana] El comprensivísimo Aoi comprende perfectamente la falta de seguridad del ama en sí misma. [Terribles destellos] Tranquila, mi ama: estarás a la altura.

Y - ¡AHORA DAS MIEDO! ¡Estás sangrando, por el amor de Dios, ve al veterinario a que te extraiga los cristales! Maldita sea, estaba convencida de que en caso de no ser el ente sangrante de la entrada por una vez en la Historia mayoritaria de este mi Otaku Hen resultaría agradable, pero... esas... gotas que emergen de las heridas a pesar del obstáculo de los resquebrajados trozos del vidrio que tienes engarzados y aumentan de tamaño hasta desbordar... esos hilos de rojo que fluyen por ese torso no tan tonificado, que se mezclan con el mosto, que recorren esa enorm... piernas, muriendo en los albos talones de los pies, decorando los pálidos azulejos... ¡Ay, aaaah, AAAAH! [Esta escena sería censurable] ¡Para! ¡No te me acerques! ¡El agua está fría! ¡Fríaaa!

Aoi - Nuestro ardor hará que hierva.

Y - ¡No hables como si fueras el príncipe! ¡Yo soy el príncipe! ¡Puede que esté cubierta únicamente por espuma y una cortina que ¡maldita sea! se transparenta, pero soy el príncipe!

Aoi - El glorioso Aoi te concede la venia para ser su primera, mi ama, junto con la conmovedora primicia de que nadie más me ha conocido ni me conocerá si tienes suerte.

Y - ¡¡Basta de sentidos bíblicos!! ¿¡Por qué respiras tan fuerte?! ¡C-cuidado! ¡No, no, no! ¡Basta! ¡La cortina, la cortina...!

Yui - ¿¡Pero qué demonios?!

Y - ¡Yui! ¡Sálvameee!

Otros veinte minutos (censurados) en los que participan cortinas voladoras, golpes bajos con tuberías recién arrancadas de cuajo e inundaciones de agua espumosa esparciéndose a borbotones...

Y - ¡Achís!

Yui - Tápate más, sensei.

Y - Véndate la cabeza y haz algo con esa hemorrágico-nasal pérdida masiva de sangre.

Yui - Vamos por partes, Yuki-sen: primero asegurémonos de que entras en calor y esquivas la hipotermia que te atenaza el cuerpo.

Y - ¡Basta con que me abraces!

Yui - ¡Se-se-se...! [¡Emoción!] ¡¡Puedes quedarte con toda la ardiente temperatura de mi ser!!

Y - ¡Agh, Yui, la hemorragia ha empeorado! ¡Chus!

Aoi - El impermeable Aoi también quiere una manta.

Y - ¡Deja de ponerme mantas encima, me vas a sepultar en tela!

Yui - [Por alguna indescifrable razón, su hemorragia no hace más que aumentar] Y entera...

Aoi - El gran Aoi exige una manta.

Yui - [Abrazado a su sentadita sensei de la cama] ¡Búscate el calor en otra parte!

Aoi - Ah. [Cayendo en la cuenta] El fuego de la pasión de mi ama podría derretir el cuerpo del no tan helado Aoi y, por ende, caldearlo.

Y - ¡Antes de optar por ese método ponte ropa! ¡No te me acerques, ¡ponte ropaaa!!

Aoi - Deshazte de esta barrera de mantas que te separa del cautivador Aoi, mi ama.

Yui - ¡No estires! ¡Yuki-sen necesita estas mantas y mi abrazo para sobrevivir! ¡Yuki-sen...! [Luminoso] Me necesita~♥.

Y - ¡No aprietes... tanto!

Aoi - El minúsculo Yui en comparación con cualquier cosa, más aún con el magnificente Aoi, me dificulta el trabajo, ama. El misericordioso Aoi comprende tu congoja y pretende extirpártela de raíz: ¡tu paciencia será recompensada!

Y - [Jadeante] Por favor, no seas tan efusivo...

Yui - ¡No la abraces! ¡La estoy abrazando yo, alcornoque!

Aoi - ¡Nada puede calentar al ama tanto como el sensual A...!

Qué suerte tengo de que el cuerpo humano y animal sirva entero como arma.

Yui - ¡Ja!

Aoi - ¡Ama! ¡No así como debes catar al delicioso Aoi!

Y - Yui, tráeme un café en una bandeja.

Yui - Pero te estoy abrazando...

Y - ¿Quieres que te muerda a ti también? =^=*

Yui - [Se lo piensa]

Y - [¡Se lo está pensando!] ¿Quieres que te rechace a ti también? =~=*

Yui - [En pie] Ahora mismo. [Volando va]

Y - [Mientras tanto, ella se sienta al estilo indio con un Aoi mordido encima. O al estilo perro con el mismo encima si se tiene en cuenta que ha colocado brazos y manos en el hueco que ofrecen las cruzadas piernas] Tres personas y peleándose entre sí... No sé cómo mi cama es capaz de soportar tanto peso.

Cama - [Henchida de orgullo]

Aoi - Muy astuta, mi ama, de nuevo has alcanzado la gloria de quedarte a solas con el deleitoso Aoi por tu cumpleaños...

Y - ¡Achim!

Aoi - ¡Incluso tu nariz clama por el gozo de...!

Y - ¡Arf, cállate!

Yui - ¡Ya estoy aquí!

Y - ¡Menos mal! [Pesca la bandeja]

Yui - ¡Yuki-sen, el café...! [Atrapado al vuelo]

Y - [Bandejazo, bandejazo, bandejazo]

Aoi - ¡Au! ¡Ah! ¡Agh!

Y - [Bandejazo, bandejazo, bandejazo]

Aoi - ¡Uich! ¡Ama, que despeinas el irrepetible estilo capilar del gran Aoi! ¡Auf! ¡Uif! ¡Que hay usos infinitamente mejores para esas manos! ¡UH!

Y - [Bandejazo, bandejazo, bandejazo]

Yui - [El café está ardiendo]

Aoi - [No está muerto]

Y - [Pero tampoco consciente. Suspira]

Yui - [La taza tiembla] Yuki-sensei, estás radiante.

Y - Tráeme un trapo~☆.

Yui - Te quiero muuucho.

Y - Tráeme un trapo. =^=

Yui - Te doy mi corbata...

Y - Hum, buen chico.

Yui - [Pero no la suelta]

Y - Oh, tu recompensa. [Bendiciones (beso) en la frente]

Yui - ₪﹏₪ [Inmensamente feliz]

Y - [Frota, frota, frota la bandeja]

Yui - [Recuperándose del mareo que da la felicidad inmensa]

Y - [Frota y frota y frota]

Yui - Las manchas de sangre ya han dejado de existir.

Y - [Frota y frota y sigue frotando]

Yui - Te quiero muuucho. >﹏<

Y - [Y frota...]

Yui - Acabarás por reflejarte en él.

Y - ¡Af! [Exactamente] Espejito, espejo mágico...

Alicia - Ya usas cualquier cosa, ¿eh?

Y - Si refleja, es un espejo.

Alicia - ¡Ji, ji! ¡Es oro todo lo que reluce!

Y - ¿Has hecho realidad mi deseo?

Alicia - ¡Depende! [Gesto de dinero] ¿Qué me ofreces?

Y - ¡A Yui!

Yui - ¡Yuki-sen, a mí no...!

Y - ¡Los hombres se pirran por ti...!

Yui - No es verdad, sensei. [...] Espero que no sea verdad.

Y - ¿Y qué tal a Aoi? Te cedo al gran exhibicionista de Aoi. Unas horas.

Yui - ¡Eso está bien!

Alicia - Y tu falda.

Yui - No accedas a sus demandas, sensei, acabarás con el pelo corto.

Y - Vuelve a las nubes, Yui.

Yui - Arf, ¡pero porque es tu cumpleaños! [A la ventana]

Y - [Acompañando su estela con una penetrante mirada y una pérfida sonrisa] Bien.

Alicia - ¡Bueno!

Me siento estafada.

Y - Esto es un batido de vainilla casero.

Alicia - ¡Pócima de amor!

Y - Esto... esto es un problema.

Alicia - ¡Está muy bueno!

Y - ¡Ese mismo! ¡Me lo quiero beber yo!

Alicia - Nulidad de fallos garantizada.

Y - ... [Hum] Mmm... [Urr] ¡Mm! [Café y batido en manos] ¡Cariño! ¡A desayunar!

Alicia - ¡Hasta ahora!

¡Yukino pasa al plan intitulado, tercera parte!

Amargo.

Y - [¡Puj!] El café matutino tiene tu sabor.

M - Déjame tranquilo.

Y - Oh, querido, no creerás que he decidido prescindir de los pantalones a pesar del frío que hace por gusto o porque Alicia tenga últimamente la manía de arrebatarme toda prenda de ropa inferior que pueda llevar puesta.

M - [Patada]

Y - [Como un koala] ¡Iiiigh! ¡Está caliente, caliente...!

M - [Patada contra la encimera]

Y - ¡AGH!

M - Veinte años es cuanto pretendes vivir.

Y - Justamente me estaba preguntando qué característica y peculiar forma escogerías para celebrar la longevidad de tu amadísima esposa. Retorcerse de dolor, tendida en el suelo, da lugar a unas reflexiones...

M - Eres insufrible.

Y - ¿Por estas fechas?

M - Ten en cuenta que bastante trabajo me das los días ordinarios.

Y - ¿Quieres un batido? [Destellos] Es casero.

M - [Por alguna razón contemplando la nevera lejana] Cómo te hago comprender que debes dejarme en paz.

Y - No seas ingenuo y bébete este batido nada sospechoso.

M - No.

Y - Lo estás deseando.

M - No lo quiero.

Y - Sí que lo quieres.

Ace de Corazones - ¡Sí que me apetece!

Y - ¿¡Ace?! [¿¡Dónde está el vaso?!]

Ace de ♥² - [En su boca]

Y - Ah... ah... [Ha engullido hasta el plátano decorativo]

Ace - ¡Mmm!

Y - ...hh...h... [Murmullo indescriptible]

Ace - ¡Ja, ja, ja! ¿Se te ha caído el alma a los pies?

Y - ¿C-c-cómo te sientes? ¿Eh? [Gira la cabeza a un lado, la vira a otro] ¿Dónde está mi marido?

Ace - ¡Ven, ven!

Y - ¡No me estires, no me arrastres...!

Ace - ¡Perrita mía!

Y - ¿Puedo preguntar el porqué de tan flamante vestimenta? ¿Dónde ha ido a parar ese irónico uniforme de corazones tuyo? Estás... muy mal. No puedes pretender regalarme los ojos tan abiertamente el primer día de mi vigésimo año vital, porque tengo planes, ¡grandes planes conyugales con mi marido ausente que...! ¿Qué haces? No me distraigas. ¡Las manos quietas! Estás muy cerca. [Sudor frío] Ejemf. ¿Te sientes... diferente?

Ace - ¡Fuera ropa!

Y - [Botones por los aires]

Ace - ¡Ja, ja, ja!

Y - Conducta habitual. =~=

Ace - ¡Brazos arriba!

Y - [Arriba están] Quizá sea precisamente esta falta de inusualidad lo que resulta inusual. =·=

Ace - ¡Ja, ja, ja, qué obediente! ¿Estás enferma?

Y - Veamos tu temperatura. *^*

Ace - ¿Qué haces?

Y - Como si mi mano no estuviera sobre tu frente, tú sigue sonriendo.

Ace - Ja, ja, ja... [Desabrocha su chaqueta]

Sombra de Sombrero - Queda confirmado que el marido de una mujer como tú no puede ausentarse ni un solo segundo.

¡BANG!

Y - ¡IH! Aaahh... ¡Mi pierna...! ¿¡Pero por qué a mí?!

SS - Porque no te comportas, señorita.

Y - ¡Qué culpa tengo yo de que hayáis decidido que viva este especial de cumpleaños en paños menores, sois vosotros quienes no contentos con infligirme daños físicos y mentales insistís en arrebatarme mi...! [Ups] Algo ha sucedido con mi ropa.

Ace - ¡Te la he quitado!

Y - Oh. ¡Ohh! ¿¡Lo ves?! [Señalando al culpable] ¡La culpa es suya y solo suya, que entre la indumentaria de la que hace gala, insorteable a mis ojos, y esa sonrisilla tan aviesa, me tiene distraída!

SS - Era de suponer que me dieras una excusa de calibre superior, señorita. Decepcionante.

Y - No me apuntes más: ¡el deber de un buen marido en un día tal que hoy es conceder todos y cada uno de los caprichos o como mínimo mitigar los posibles daños que perjudiquen a...!

SS - [Súbita sonrisa de puro y malicioso interés] ¿A quién?

Y - ...a nadie.

SS - Jumf. Mala, mentirosa y, cuando te apetece, tímida. Qué curioso.

Y - ¡No he dicho nada!

SS - Quizá sea conveniente enderezar tu veleidoso comportamiento una vez disfrutes de mi presente.

Y - ¿Me has preparado un regalo? ¿Es bonito? ¿Es ese vestido?

SS - Jumf. [Levantándole los brazos no sin una elegante altivez que acompañe el movimiento] Todo marido que se precie tiene la obligación de complacer a su esposa agasajándola con regalos de verdadero valor el aniversario de su nacimiento. Esto es simple decencia.

Y - [Ya está vestida] Si fueras mi auténtico marido, todo sería perfecto.

SS - No estoy dispuesto a permitir otro punto de vista.

Y - ¿Ya empezamos con las prohibiciones?

SS - Después de todo, la única forma de enderezar tu comportamiento es el matrimonio.

Y - ¡Ya estoy casada!

SS - Un amante no es un marido.

Y - Extráeme la bala, por favor...

SS - Me niego.

Y - Eres tan absorbente.

SS - He venido a recogerte, no planeo ofrecerte la posibilidad de correr hacia cualquiera.

Y - Incluso aunque me la extraigas dudo que sea capaz de algo tan extremo como correr.

SS - Tienes la mala costumbre de reestablecerte pronto.

Ace - ¡En más de un sentido!

Y - Je. De modo que prefieres herirme incluso este día especial al que me ha tocado sobrevivir. Qué desvergüenza...

SS - Mi deber como tu marido implica asegurarme de que no disfrutes de días especiales como este sin mi consentimiento.

Y - ¿¡Cómo voy a disfrutar con una bala encajada en la pierna?!

Ace - [Encargándose]

Y - ¡AY!

Ace - ¡Ja, ja, ja! [Apoderándose de ella por el pelo, arrastrándola violentamente y sentándola en su regazo para acabar hurgando en la herida con sus propios dedos recién decorados por... Ostras, no lleva guantes] ¡Ya me estaba aburriendo!

SS - ¿¡Qué estás haciendo?! ¡Quita tus manos de mi mujer!

Y - ¡Nnf! Basta, Ace, que te vas a manchar... ¡basta! ¡Aif, basta! Cuando haces algo como esto no controlo siquiera mi cabeza, ¡se agita cuanto quiere! ¡Mis manos te buscan para clavar sus uñas en ti! ¡Mi cuerpo tiembla! ¡Mi columna se contorsionaría si se lo permitieras! ¡Ah...! [Aprieta los párpados] Lo sé muy bien. Si dejara de hablar no me cabe duda de que apretaría mis dientes hasta resquebrajarlos en mil y una grietas. Tengo que quejarme, estoy obligada a quejarme. Por mucho que sea consciente de que no hago más que avivar las llamas que son tus indescifrables motivos para... Me siento... Tus uñas... nunca me había sentido así...

Ace - ¡Eres tan agradecida!

Y - ¡Ay! ¡Ay! ¡AH! ¡Eso duele...! No tanto como otras veces, ¡pero duele! Siento arder mis mejillas... Af, siempre acabamos igual. Estoy mayor para esto, acabaremos por aburrir a los lectores...

Ace - [Bala fuera] ¿Vienes con nosotros?

Y - Voy...

Yukino se da por vencida
Está mayor

¿¡Quién es esta gente?!

SS - ¿Esperabas acaso que dejara a mi mujer celebrar una fiesta cuyos invitados pudieran cruzar una mirada con ella? Demasiado arriesgado.

Y - Esperaba que hicieras algo mejor que confabularte con ese descorazonado caballero al que no consideras competencia.

SS - Eres amable con todo el mundo. El único ente viviente al que desprecias es un área de descanso en un horizonte rebosante de dificultades.

Y - Querido, no seas modesto: a ti también te desprecio.

SS - Jumf. ¿Puedes demostrarlo?

Y - De momento dejaré de lado el tema...

Ace - ¡Ja, ja, ja! ¿Serás capaz de tanto?

Y - Solo sé que tú eres capaz de todo. Qué pronto te has hecho con un par de copas.

Ace - ¡Una fiesta no es una fiesta sin alcohol! [Le ofrece una]

Y - [Las manos dicen "no-no"] Pero yo no bebo mas que agua y zumo...

SS - Buena chica. Si una acosadora como tú se embriagara incluso las ventanas conocerían tu amabilidad.

Y - [Lagrimillas] ¡Que alguien haga algo con este hombre...!

Reina de Vivas - Ni siquiera una plebeya como tú ha de consentir tamañas acusaciones infundadas.

Nánana - ¡Qué buena pareja!

Y - Su alteza... ¡Nánana!

Reina - ¿"Nánana"?

Nánana - ¿Mm? [Amplísima, tensísima sonrisa] Yo no he oído nada.

Y - [Se abraza al sombrerero a ojos cerrados]

SS - [Atónito]

Ace - ¡Oh! ¡No me lo esperaba!

Y - [Toca, toca, toca]

SS - [Tan consternado como ruborizado hasta alcanzar el color de su nombre] Mi... mi mujer... [Y temporalmente tartamudo]

Nánana - ¡Uaaah, qué atrevida!

Reina - [Boca abierta. La tapa con el abanico. Un abanico de invierno]

Y - [¡Tiene una pistola!]

AceNánana y Reina - [Una de ellas ciertamente aliviada] ¡Ja, ja, ja!/Oh./Jumf.

SS - ¡Tú...!

Y - ¡Yo! [La desmonta]

SS - [Atrapándole un brazo] ¡Estate quieta!

Y - [Sonrisa subida a los ojos. Radiante y escalofriante sinceridad en una inocencia que en principio no debería provenir de sus vibraciones]

SS - Mujer diabólica...

Y - ¡Me gustas!

SS - [Listo]

Y - [Corre hacia una ventana y lanza el arma desarmada por ella. Corre hacia otra y arroja las balas]

AceNánana y Reina - [PLAS, PLAS, PLAS]

Y - Pues sí que puedo correr. [Modo príncipe encendido y en acción] Qué encantadora te presentas ante mis ojos, mi reina. [Reverencia ridícula teniendo en cuenta la indumentaria] ¿Cómo puedo corresponder los honores que me concedes?

Reina - N-no es que hayamos venido para solemnizar la anodina fecha en la que una maleducada como tú vio la luz del mundo. Sencillamente padecíamos un terrible aburrimiento.

Y - No hay mejor dádiva que la presencia de su majestad.

Reina - ¡Córtate la cabeza!

Y - ¡Tengo mucho por lo que vivir! [Modo príncipe suspendido. Conteniendo la risa sin mucho éxito] Como admirar el esmoquin de Nánana. Pjijiji...

Nánana - Alegaré que es por tu felicidad.

Y - [Excusa detectada] O sorprenderme de que Blood os haya invitado. ¡Ha hecho algo bien!

Yui - ¡Hemos venido por nuestra cuenta!

Y - ¡Yui!

Yui - ¡Nunca te dejaré sola, Yuki-sen!

Y - ¡Acosador!

M - Eres una buena maestra.

Y - Cariño.

M - Silencio.

Y - [Arrimándose a su maridito] El mundo ha recuperado su refulgente esplendor en este mismo momento. ♥

M - Hueles a sangre.

Y - ¡Tu perfume favorito!

Nánana - Parece que nos ha olvidado.

Yui - [Botella en mano] Siempre pasa lo mismo. ╥_╥

Y - ¿Has contemplado la lámpara de araña de este gran salón, cariño?

M - Tengo claro que tú no lo has hecho.

Y - Estoy muy ocupada apoyándome en este brazo tuyo del que me encuentro tan prendida como prendada. Requiere concentración, puesto que cerrar los ojos a tu lado no está precisamente falto de riesgo. ¡Es un vicio extremo! [Pausa romántica] Dime, ¿no es romántica, no es elegante y peligrosa esa lámpara que pende sobre nosotros?

Yui - [Cualquiera diría que a lo lejos] ¡Deberías echarle un vistazo, Yuki-sen!

Y - [Tic en ceja] Efectivamente es preciosa.

Pero sostiene sobre ella un defecto no muy pequeño.

Y - Alicia es perversamente maquiavélico. =^=;

Aoi - ¡El misterioso Aoi ha vuelto!

Y - ¿¡Qué tienes de misterioso?!

Yui - [Bebiendo] Que está vestido.

Nánana - Resulta tan decepcionante...

Aoi - [Bajando de un salto espectacular propio de los que ostentan una capa que vuela y se mece] ¡El gran Aoi está aquí!

Y - Toma esto. [Bandeja entera de copas variadas de vino y champán entregada]

Aoi - ¡Puj! ¡El paladar del experto Aoi no aprueba este líquido!

Y - Ya te acostumbrarás.

Sebastian - Sus soluciones jamás nos dejan indiferente, lady Yuki.

Y - Sebastian. Ya decía yo que tardabas mucho en aparecer.

Sebastian - Tenga usted un feliz cumpleaños, my lady. Presentí que el festejo de este año no sería apto para menores, por lo que me he permitido acudir solo con motivo de entregarle su presente.

Y - [¡Uy, un paquete!] ¡Gracias!

Sebastian - A su servicio. [Reverencia de despedida]

Julius - Coincido.

Y - ¡Julius!

Julius - Feliz cumpleaños.

Y - [Sonrosada] Estaba convencida de que vendrías. ¿No has traído a Bel?

Julius - Esta velada no será apta para niños.

Aoi - [Ya se ha deshecho de medio disfraz]

Y - Procuraré no decepcionaros. =^=* [Abre el regalo]

Quizá no deba mencionar que no me gusta la nata.

Y - Pero no me gusta...

Nánana - ¿Y no hay forma de que te guste? [Guiño]

Y - [Sonrisilla maliciosa creciente] Cariño, ¿puedes venir un momento?

M - No.

Y - [Lanzamiento]

Pastel Volador - [¡Impacta!]

M - [¿¡Pero qué...?!]

Y - ¡Pues voy yo! [Trontando alegremente]

M - Estas fechas son insufribles.

Y - No me mires como si estuviera haciendo algo terrible, cielito con pajaritos y nata montada: esta es la única forma que tengo de disfrutar de algo tan desagradable como el sabor de la nata y los pasteles estándar. Postre mío. ♥

M - Vas de mal en peor.

Ace - ¡Pues no es lo peor que ha hecho hoy!

Muchos de los Presentes - [Atentos, escamados y algún que otro escandalizado. "Hoy".]

Y - ¡Ace, no hables con mi postre!

¡AAAAAAAAAAHH!

Y - ¡AAAAAAAAHHHHH! [Porque aplastar sus orejas hasta hacerse daño en las manos y las susodichas no es suficiente]

Yui - [Se ha desmayado]

SS - [Se ha tirado por la ventana]

Aoi - [Información no procesada]

Nánana - [Humo por las orejas]

Reina - [Como a muchos, se le ha caído la copa]

Julius - Tenía que pasar. [Sorbe]

Y - [Desesperación] ¡Es mentira! ¡¡Te juro que es mentira!!

Ace - ¡Claro que es mentira! ¡Basta mirar sus consternados ojos abiertos, oír su angustiosa respiración entrecortada, notar la expresión del terror en el sudor frío que la empapa!

Y - Insinúas que me delato. =_=

Ace - ¡Ja, ja, ja! ¡El vaivén de tu alterado pecho habla por sí solo! ¡Sube y baja, sube y baja...!

Y - ¿¡Cómo no voy a estar inquieta?! ¡Estás hablando más de la cuenta! ¡Deja de mirarme!

M - [Se va]

Y - ¡Cariño...! [Apartando de un empujón al escandalizador]

Ace - [Se disponía a seguirla, pero...]

SS - [Ha vuelto]

Ace - [...la punta de una pistola recién montada se clava en su espalda] ¡Ja, ja, ja! [Manos arriba]

Y - ¡Cariño, espérame! ¿Es que no vas a escucharme?

M - No me hables.

Y - [Frunce el ceño]

¡PLAF!

M - [Mejilla de vuelta y media ⊙^⊙]

Y - [Mano al rojo vivo ⊙0⊙] =_=*

Presentes - [Conmocionados]

M - ¿Qué has...?

Y - Ju. ¿Te sorprende que te haya levantado la mano por primera vez en mi vida? Uh, ¿quizá se trata de mi voz, falta de dulzura y cursilería? ¿Son mis ojos bañados en desdén, quizá el que no te estén venerando con la fascinación acostumbrada, lo que paraliza tu brazo a disciplinarme? ¿Acaso existe en ti algo remotamente admirable en estos momentos? Te comportas como un niño pequeño.

M - Tú...

Y - Cállate.

M - [Impresionante]

Aoi - [Recreándose en cada palabra] La figura impasible del ama es más espectacular de lo que el gran Aoi se imaginaba. [Bebe champán] Si bien la figura del glorioso Aoi no podría quedarse atrás aun intentándolo.

Nánana - Ojalá Yui estuviera consciente para escuchar esto.

Aoi - El insignificante e inconsciente Yui en comparación con mi grandeza consciente tiene la única virtud de conocer de antemano lo espectacular que es el gran Aoi. ["Yui sabe lo espectacular que soy"]

Y - ¿Piensas permitir que este hombre sea el desencadenante de todas nuestras crisis matrimoniales?

Ace - [A ese hombre se lo están llevando al jardín (o al descampado) para evitar testigos] ¡Ja, ja, ja!

Y - Más bien te aferras a cualquier excusa a tu alcance para alejarte de mí, pero mucho de temo que eso no te va a funcionar siempre. Tarde o temprano tendrás que decidirte y hacerme sentir amada sin echarte atrás como lo hiciste al cumplir mis diecinueve años. Estoy aquí. Me mantienes aquí, aguardándote. [Lo tiene agarrado por la muñeca] Haciéndome pensar que incluso este ligero roce de mis dedos, mi pulgar, que aplico sobre esta mejilla tan querida, tan amada... esta mejilla que acabo de marcar con mi huella, te resulta insoportable. Y al mismo tiempo dándome esperanzas. Permitiéndome casarme contigo pero prohibiéndome lo que el matrimonio conlleva. Tiras la piedra y escondes la mano, me dejas con la miel en los labios. Qué malo eres.

M - Eres increíblemente problemática.

Y - Cosa que no puede compararse con contradictorio que eres tú. No es tan difícil ser honesto contigo mismo y con los demás, menos aún con mi persona, ¿sabes? ¿Eres o no eres un hombre? Yo siempre he sido sincera contigo, unas veces más que otras, pero lo he sido al fin y al cabo. He cumplido los veinte años. Cumplo veinte años. ¿Cuánto crees que voy a esperarte? ¿Por siempre jamás? Cariño, sé realista. Incluso una acosadora tan insistente como yo puede darse por vencida.

M - Me voy.

Y - [Pellizco. No parece por la labor de soltar la susodicha mejilla tan querida, tan amada] Por supuesto que te vas, pero conmigo.

M - Suelta.

Y - Por supuesto que no, alguien tiene que llevar la iniciativa y ese alguien no puede ser otro si no yo. Esta mejilla es mía. Y esos ojos, esas pestañas, orejas, naricilla, boca, cuello, pecho, torso, esos dedos, esa palma, muñeca, brazo, piernas, rodillas, pies...

Tu alma, tu corazón, tus pulmones y todo órgano que conserves, tu respiración... hasta tu sueño. Todo es mío. [Todo sería mucho más romántico de no ser por esa cara de sonriente malvada satisfecha que expresa. Aumenta su altura poniéndose de puntillas] Todo lo que eres me pertenece.

Porque llevo la iniciativa.
Cuando me pongo, me pongo.

Y - ¡Je, je! [Ya está de buen humor] ¡Hacía mucho que no llevaba la iniciativa!

M - Eres incorregible.

Y - ¡Apático! ¡Uuuuy! [¡Está flotando!]

M - [Se la está llevando] Nos vamos.

Y - ¿Así, llevándome por la cintura con un solo brazo, como un bolso? ¿Qué vas ha hacerme luego? [Rubor] ¿Algo bueno? ¡Iiiih! ¡No me zarandees...!

Nánana - ¡Uaaaaah! [Ojos cubiertos con las manos y pupilas curioseando por el ancho hueco que ofrecen los dedos. También se ensanchan]

Aoi - [Información procesada: la copa ha explotado entre sus dedos]

Reina - [Ocupada presenciando lo que ocurre más allá de la ventana. ¡Bang, bang!]

Julius - Soy testigo de unas cosas... [Sirviéndose otra dosis líquida]

3 comentarios:

  1. ¡Feliz cumple, Yuki! ¡Ya es doce! ¡Felices veinteañitos, muchachita! XD
    o.o Debes verte terrible como para que Yui se atragante de esa forma. XD
    No entiendo cómo puede parecerte agradable la bestialidad de Ace. A mí me pone violenta, algo agresiva… ¬w¬
    En serio, ¿por qué una de tus partes debe ser confinada? Siendo sincera, tu automasoquismo es preocupante. XDD
    ¡Ooooh, qué lindo Yui usando corbata! ¡Es todo un hombre! >//<

    Tu cara de descarada en la bañera es graciosísima. XD ¡Me encantan las reacciones de D-Médico! Aunque te estabas muriendo de frío estabas sonrojada. XDD
    Jajaja, tambien es divertida tu manera de pedirle a tu marido que cumpla sus deberes conyugales. XDDD
    Aoi llego en el momento preciso. XD ¿Es que nadie golpea la puerta del baño para saber si está ocupado? Viviendo tanta gente como vive en esa casa, deben haber muchas situaciones vergonzosas con ese baño. XDD
    Pooor cierto, si el baile de cumpleaños desnudo que hizo Aoi es el más ridículo que viste… ¿Significa eso que viste otros no tan ridículos? XDD
    Esa descripción, estoy segura que a Nánana le gustaría mucho. XDD

    Tus veinte años desataron a bestia en tu interior, ¿no? Es que estas hecha toda una sinvergüenza. XD
    Qué lindo es que Yui pueda disfrutar de tu cálida compania. Es adorable verlo tan emocionado. XD
    No se puede negar, nada de todo lo que sucede entre todos ustedes es normal. XDD Tu mordida al brazo de Aoi es linda. XD
    ¡Qué salvajismo! Le diste de bandejazos a Aoi hasta romperle la cabeza… Ahora comprendo por qué cada vez que sale está más loco. XDD
    OoO
    ¿Para qué querría Alicia a Aoi y una de tus faldas? Extraño, ¡eso extraño! >w<

    ¿Qué haces tomando café? ¿No era que no te gustaba, exhibicionista? XDD
    Si decís que el batido no es sospechoso, será aun más sospechoso. XD
    Qué lindo es SS. Hasta te mantiene vestida. xD No puede decir lo mismo de Ace. No obstante, no es culpa de los demás que pases tu cumpleaños en paños menores porque en la bañera nadie te obligo a desnudarte. XD

    Waaao, hacía mucho tiempo desde que la Reina no se dignaba a aparecer. Siempre es agradable su manera de comportarse. XDD
    ¡¡Jajaja, SS ruborizado!! Eso es increíble. XDD
    Oh, te dijeron maleducada. Quizás solo seas una malaprendida. XDD
    ¿Por qué Nánana usa esmoquin? Después no quiere quela confundan con un hombre… =w=
    ¡Cómo le fascina llamar la atención a ese chico! Aoi es el alma de las fiestas. XDD
    Sebastian… ¡Es tan perceptivo! TwT
    Julius, también hacía mucho tiempo desde su última aparición. ¡Es que no se dejan ver! XD
    ¡Qué lindo pastel! *w*

    Jajajaja, me encanta la reacción de Julius a las palabras de Ace. Es que genial que sea tan desinteresado. XDD
    Oh, se le arruinaron los planes a Ace. Ya no podrá seguirte. XD

    Es sorprendente que le hayas pegado a tu marido. Demasiado. De hecho, sos demasiado dura con él… o.o
    Me encanto el final. Es genial la forma en la que reacciona Aoi. Nánana es adorable. XD A la Reina solo le interesa ver sufrir a los demás. ¡Y Julius siempre es testigo de cada cosa!
    Son un castigo. Tu marido porque es realmente inexpresivo y vos porque sos tan pesada que imposible que no termines consiguiendo lo que queres. XD
    En fin, es divertido el Especial y después de leerlo tres veces, puedo decir que comprendí la parte del postre. XDD

    ResponderEliminar
  2. ¡Muchas gracias! En fechas como estas, me acuerdo de Quevedo y su obsesión con "cada minuto que respiramos echa más tierra fuera de la tumba en la que caeremos". XD

    No se esperaba verme tan tocada de buena mañana, él que venía entusiasmado a felicitarme el primero. XD
    Mi punto de vista es el de una masoquista consumada: me gusta que me presten atención. ¡Eeem, no he dicho nada! XD
    Reitero lo dicho. ¡A medias! Además, mi yo-ángel necesita que la mantenga entretenida. XD
    ¿Por usar corbata? XDD

    ¡Pero si yo siempre he sido una descarada! XD
    En realidad la baja temperatura hace que se nos sonroje la piel. Por lo menos a mí, que la tengo delicada. ¡No obstaaante! Ante la expectativa de lo que iba a pasar y por el bien de convencerlo, era una expresión de seguridad inevitable. XD
    Por lo común, y lo digo en serio, siempre echo el pestillo. Si no los miembros de mi familia tanto real como ficticia me abren la puerta sin reparos. ¡Ich! XD
    Sé que es una deducción lógica tan bien como tú sabes ¡que no diré nada! Puedes interrogarme, pero... ¿No podrías concentrarte en la forma que tiene Aoi de adaptarse nada más pasar por la puerta? ¡Por una vez que iba vestido...! XD
    ¿Te refieres a la descripción de Aoi desnudo, sangrante e imparable? Seguramente. XD

    ¿Por qué lo dices...? XD Aunque es una conclusión encantadora y factible. XD
    ¿Te ha sorprendido que le haya dado un beso en la frente? >w<
    La verdad es que imaginaba que te ofuscarías por lo mal que lo trato. Días como hoy lo convierten en una ovejita más mansa que de costumbre. XD
    ¿Qué es lo que no se puede negar? ¡Ay, Debrah, si no me contextualizas...! XD
    ¡Para que veas que tan masoquista no soy! Por lo menos con los hermanos Aki masculinos. XD
    Quizá lo que esté es más tontorrón. XD
    Ya has leído el final: para eso. En cuanto a las faldas, tiene un gran fetichismo... XD

    ¡No me gusta nada! Pero lo necesitaba para entablar conversación con mi amante esposo, entrar en calor y poner el cuerpo en acción. Es la única fuente de calor de la que disponía después de la pierna a la que me abrazaba como un koala. XD
    ¡Claro que no, si yo no miento...! Casi nunca. XD <- porque la pillan
    ¡Ejem, eso era en pos de un bien mayor que es hacer que mi esposo me ame! ¡Deja de alabar a SS, me ha disparado! Y luego Ace me la ha extraído bestialmente, pero... ejem, a esa escena hay que prestarle atención porque despierta a Ace de un modo que desafía toda imaginación. Todo es por culpa del batido mágico (que no es una estafa ni mucho menos...) y no porque lo haya tocado expresamente ni haya ignorado que me arrancara la camisa ni... >﹏<

    Por cierto, me extraña que no me digas nada sobre el "si fueras mi auténtico marido, todo sería perfecto". XD

    Igual que Julius, qué le voy a hacer si no hago Rutas desde hace tiempo, que es donde salen. XD <- lo dice la autora, ¡uah!
    Le he dado donde duele. XD
    Pero esa palabra no es correcta en el español general. XD
    "Solo quiere hacerme feliz". O quizá se haya rendido o decido pasar desapercibida muy cerca de los hombres... XD
    El fantasma de la ópera es lo que es. XDD
    ¿Por qué brotan tus lágrimas? XD
    ¿Verdad? ¡Nada comparado con la belleza en la que se transforma al explotar en mi marido, mi postre favorito! XD

    Tengo la sospecha de que Julius siempre nos ha visto como futura e inevitable pareja. ;=w=lll
    ¿Te ha sorprendido la reacción de SS? XD

    Jo, jo, ¿no, verdad? Él tampoco. Me encanta disponer de la ventaja de la sorpresa. Gracias a ella he podido darle mi primer beso empezado con mi iniciativa. XD
    ¡Él se lo ha buscado! Aunque he de decir que me sorprende que me consideres implacable con él. Solo lo estoy regañando... Y no ha tenido malos resultados de momento. ¡Me ha llevado en volandas poco románticas! XD
    Suelen gustarte. ¿Es lo que más te ha gustado? XD
    ¿Por sus grititos es adorable? XD
    Hum, todavía no he conseguido mi objetivo. ¿Habrá servido mi sermoncillo ligero? XD
    Espero que hayas disfrutado de tus tres lecturas. XD

    ResponderEliminar
  3. Uy, eso es realmente deprimente. XD

    Pobrecito, todavía conserva las esperanzas de verte en una situación cotidiana en la que no estés sangrando. Es tan inocente el muy lindo. XD
    Oh, eso no me sorprende, pero los demás podrían aburrirse, ¿no te parece? XD
    Ella se entretiene sola. Sabe muy bien como arruinarle la vida a YukinoDemonio… XDD
    Jajaja, exactamente. Las corbatas son símbolos de hombría. XD

    Ah, qué bueno que lo reconozcas… XD
    En esa imagen no das la impresión de estar muriendo de frío, al contrario. Tu cuerpo expresa una alta temperatura producto de lo que intentas conseguir. XD
    Oh, eso es preocupante… o.o
    Es aburrido preguntarte y que no contestes… =w= No quiero concentrarme en eso…. XD
    A qué otra descripción en relación con Aoi, si no… XD

    Es obvia la respuesta, y yo si voy a contestarte. Es obvio que normalmente no te comportas de esa forma. Estas fuera de control. XD
    Nop, solo me parece adorable. XD
    Esta entrada tiene cosas peores por las que podría ofuscarme. XD Ese comportamiento es hasta normal. Es normal que maltrates a Yui. XD
    Esa, era una observación mía en general. XD

    Siempre podes tomar otra cosa. XD
    No, claro, no mentís. Ocultas la verdad, solo eso. XDDD
    Tengo la leve sensación de que merecías ese disparo. Asique alabo a SS porque es el único que se merece que lo alabe. XDD Además es mi preferido. XD
    Aaah, seguro como digas. XD

    Um, si… No sé… Creo que como sos maliciosa con él, todo lo que decís no es creíble, asique solo lo deje pasar. XD

    Son lágrimas de emoción. Sebastian siempre las despierta en mi. XD
    Pero no te gusta la nata… ¿Cómo puede ser tu postre preferido? XD

    Es algo inevitable, son demasiado parecidos y se complementan mucho. Supongo que sería lo más normal. Es como esa tonta frase de, “los que se pelean se aman” XD
    SS siempre me sorprende. Me encanta cuando se tira por la ventana y cuando empieza a tartamudear y cuando se lleva a Ace a esos oscuros lugares. XDDD

    Eso es un gran logro. Un gran paso… Después de todo si él no te quiere besar, siempre lo podes besar vos y listo. XDD
    Hiciste un enorme discurso regañándolo en el que dijiste miles de cosas… Fuiste dura y hasta le pegaste… ¿Eso no es ser implacable? Además, lo dejaste mudo…
    Él no es el tipo de chico que va a llevarte tomada de la cintura. XDD
    Aja, y Aoi. Sumado a Yui, SS y tu lindo marido. Las situaciones en las que ellos se encuentran son mis preferidas. XD
    Porque se tapa con las manos la cara y mira a través de los dedos. XDD
    No lo sé… Se verá en el futuro cuando te dignes a escribir otra entrada con relación a lo sucedido. XD
    Si, me gusta la primera parte de la entrada. Incluso Alicia y sus pedidos. La disfrute y como dije me reí mucho. En otras, me indigne un poco... ^w^

    ResponderEliminar

Cada vez que no comentas, a Yukino le da tal depresión que se tira por la ventana y lógicamente publica menos entradas